La odontología equina esta de moda, y "el dentista" se está convirtiendo en una de las piezas clave del cuidado del caballo para muchos jinetes y criadores.
Sin embargo la odontología no es una ciencia nueva, sino que está gozando en la actualidad de un proceso de redescubrimiento. Existe bibliografía e instrumentos de odontología equina muy anteriores al siglo XX. Durante siglos, el caballo ha sido una pieza clave en la vida del hombre: motor en el trabajo y medio de desplazamiento habitual. Sus requerimientos energéticos eran muy elevados, y su rendimiento, vital en la economía. Por ello el cuidado de su dentadura era una necesidad y una prioridad el optimizar el aprovechamiento de los nutrientes para que así el "coche no se quedara sin gasolina".

Con la llegada de la revolución industrial, la importancia del caballo como fuerza motora cayó en picado y hoy en dia, los requerimientos energéticos de nuestros caballos son muy diferentes.
Hay cuatro razones que explican el reciente resurgimiento de la odontología equina:

1 El descubrimiento de las enormes implicaciones que los problemas odontológicos tienen en el rendimiento deportivo.

2 El actual régimen alimenticio de la mayoría de los équidos domésticos.

3 Los criterios actuales de selección genética.

4 Los avances tecnológicos permiten la aplicación de unas técnicas de trabajo muy eficaces y seguras.


Matilde Duch Canals ··· Veterinario Colegiado 1191, Barcelona ··· Tel. 606 940 274 ··· m.duch@odontologiaequina.com